Juan Manuel Grijalvo - José María Acosta Vera :

Uso eficaz del tiempo, o cómo alcanzar el éxito sin estrés

 

José María Acosta Vera...

Su nuevo "website"...

 

Hoy quería hablarle de un libro que puede interesarle mucho... si está usted intentando meter treinta y seis horas de actividades en un día de veinticuatro. Como el tiempo es la materia prima de la vida, toda técnica que nos permita ahorrarlo mejora nuestra cantidad y calidad de vida. La promesa del autor es que podemos ganar cada día dos horas para "nuestras cosas", si seguimos sus métodos. Bien mirado, no está nada mal.

Entrando en materia, se trata de un texto práctico, sacado de los "apuntes de clase" de los cursillos que imparte a directivos agobiados por sus tareas profesionales. Alguno dirá que unas técnicas pensadas para el uso de los dichos no tienen por qué servirle a él. Ciertamente, el libro puede ser más útil a quienes tengan la dicha de trabajar para organizaciones grandes y puedan acceder a ciertos medios caros, como ordenadores y servicios secretariales. Pero la teoría básica de la gestión del tiempo es la misma para el arquitecto y para el albañil: todos tenemos los mismas veinticuatro horas para hacer con ellas nuestra vida diaria.

El libro contiene tres secciones introductorias, que motivan al lector (si no lo estaba ya), describiendo el problema y estableciendo algunos diagnósticos. Y luego vienen las partes terapéuticas, a saber:

- ¿Qué quiere ser cuando sea mayor?

- ¿Para qué sirve usted?

- Cómo conseguirlo

- Cómo hacer lo que quiere hacer

- ¿Sabe cuánto tiempo debe asignar a una tarea?

- No intente coger una vaca en brazos

- Los ladrones de nuestro tiempo

- La batalla nuestra de cada día (Las interrupciones)

- Le puede ahorrar mucho tiempo... o hacérselo perder (el teléfono)

- No se deje pescar si puede evitarlo (Las reuniones)

- Papeles, papeles... (Título autoexplicativo)

- Otros ladrones habituales

Siguen dos partes más sobre "Usted y los otros" (ahí es nada) y "La aplicación práctica", que esquematiza y resume el cuerpo del libro. Como conclusión, el "Decálogo del uso del tiempo" y una sucinta bibliografía.

Citando al prologuista, Manuel Chausa, lo que en todo caso es seguro es que el tiempo empleado en su lectura no habrá supuesto una "pérdida de tiempo"...

juan_manuel@grijalvo.com

 

José María Acosta Vera...

Su nuevo "website"...

 

Libros y literatura...

Tiempo...