Nito Verdera  -  CETIS: un pollastre duro de roer

 

27 de julio de 2013

 

La nueva estación de autobuses de Eivissa ya es una realidad, la conectividad con los diferentes pueblos de la isla está garantizada, asegurada, si bien los usuarios de las diferentes líneas deberán mentalizarse de que hay una nueva situación, otra distancia y acostumbrarse, qué remedio, a caminar hasta sa Colomina puesto que Isidor Macabich desaparece de sus vidas en el tema transporte, quizás para siempre jamás. Pero hay otras cosas que no están muy claras, especialmente para los residentes en el municipio de Eivissa, que a mi entender son los más perjudicados por el pollastre que es el Cetis. Y utilizo el vocablo pollastre, que en sentido coloquial, figurado y familiar significa ‘hombre astuto de malas intenciones’, ‘ser una buena pieza’.

No voy a entrar en el tema jurídico del asunto, que aún anda en los tribunales, pero sí quiero decir que la andadura del Cetis se remonta al año 2004, de manera que se ha cocinado entre todos y cada uno de los grupos políticos, unos más y otros menos, que han venido gobernando en el Ayuntamiento de Eivissa hasta la fecha. Es una institución curiosa el Ayuntamiento de Eivissa, y lo digo porque nunca se ha preocupado de dotar al municipio de una estación de autobuses con fondos gubernamentales, como se ha hecho en Mallorca y en Sant Antoni de Portmany. Antes, siempre, optaron por tener los autobuses en la calle Comte Roselló y las avenidas de Bartomeu Roselló e Isidor Macabich. Ahora, con el cambio al Cetis, se dice en el Consell que alguien deberá pagar anualmente 1,5 millones de euros por el uso y disfrute de la nueva estación.

Curioso es, también, el Ayuntamiento de Eivissa porque habiendo aprobado el Gobierno central, años ha, la construcción de una planta potabilizadora de agua de mar, y salió hasta publicado en el BOE, prefirieron instalar una planta por su cuenta, que al final tuvo que salvar in extremis el gobierno del PSOE. Sin embargo, la desaladora no se perdió y se construyó en ses Aufàbies, Cala Gració, Sant Antoni de Portmany. Una agua desalada que llega felizmente a los grifos de la ciudad de Eivissa y mejoró sensiblemente su calidad.

Volviendo a la nueva estación de autobuses de sa Colomina, con la eliminación de las paradas urbanas en Isidor Macabich, tengo la impresión que para miles de ciudadanos del municipio de Eivissa se ha complicado el acceso a los servicios del Sistema Nacional de Salud. Me refiero a que se ha enrevesado viajar en transporte público al hospital Can Misses y a los centros sanitarios de es Viver y la Avgda. Vuit d’Agost. Sobre todo para las personas que a primera hora de la mañana han de estar presentes en el hospital y los otros centros médicos por cuestiones, entre otras, de analítica. Y si se trata de personas mayores, discapacitadas y sin medios propios de transporte ya me dirán cómo van a solucionar su problema. Y no me digan que pueden ir en taxi porque tampoco los hay durante los meses de verano. Puedes cansarte de llamarlos a la centralita. Y muy parecido problema tienen ya los que han de ir tempranito al aeropuerto con maletas para coger un avión. En el caso de desplazarse al aeropuerto la cosa se complica porque el viaje en taxi cuesta un ojo de la cara.

En suma, entiendo que a los políticos que han cocinado el pollastre del Cetis les tiene sin cuidado la problemática social que han creado. Y lo mismo deben pensar los que tienen vehículo propio o los transportan sus familiares o amigos. Yo me estoy refiriendo a las personas que con el Cetis han perdido derechos ciudadanos y calidad de vida, de manera que solicito al Consell Insular que intente convencer al Ayuntamiento de Eivissa de la necesidad de mantener algunas paradas urbanas para carga y descarga en Isidor Macabich, frente a la antigua Delegación del Gobierno, o en Bartomeu Roselló.

Por último, aunque no por ello de menor importancia (last but not least), recordar que a día de hoy el Consell Insular mantiene el recurso Contencioso Administrativo contra las tarifas del Cetis, e insta a la revisión oficial de toda la concesión que ha provocado esta situación.

 

CETIS - Centro de Transferencia Intermodal y de Servicios...

Movilidad - Eivissa - Ibiza...

Nito Verdera...