PDSTIB - Recuperar el transporte público, mejor para todos

 

Proyecto - Octubre de 2002

 

10.5. El Plan de Potenciación del Transporte Marítimo Interinsular

 

Planteamiento general del Plan 

La finalidad global del Plan es la de conseguir que el transporte marítimo vuelva a ser una alternativa real para el transporte de viajeros entre las islas. Los nuevos buques de alta velocidad han demostrado que este objetivo es técnicamente posible, y el principal obstáculo es el de conseguir acumular en algunas relaciones la masa crítica de demanda suficiente para hacer económicamente viable un servicio de calidad. Con este objetivo, la intervención del Govern en el transporte marítimo se plantea en régimen de colaboración con las empresas navieras prestatarias de los servicios de cabotaje interinsular. 

Además, el Govern apoyará el desarrollo del sector con una serie de actuaciones en tierra que fomenten la demanda de viajes, de manera que se alcancen los umbrales de rentabilidad para completar los servicios hasta alcanzar las frecuencias y calidades mínimas perseguidas en el Plan de Potenciación del Transporte Marítimo. 

Las actuaciones en tierra son básicamente de dos tipos: mejora de las instalaciones de embarque, y mejora de las conexiones con los transportes terrestres. Puesto que tanto las Estaciones Marítimas como las conexiones terrestres son actuaciones de intermodalidad, las actuaciones del Govern en estos aspectos se recogerán en el Plan de Intermodalidad. 

También se analizará la posibilidad de realizar determinadas acciones de gestión de la demanda de transporte interinsular. A medida que la mejora de las frecuencias lo permita, será posible enviar por vía marítima a una parte de los viajeros por motivo de salud, que actualmente viajan por vía aérea, con pasajes sufragados por la Seguridad Social. Las encuestas de motivos del viaje realizadas en el presente Plan Director indican que el motivo “salud” es el tercero en importancia en los viajes aéreos interinsulares, después del motivo trabajo y el motívo turístico. Un 15% de los viajeros declaran viajar para recibir algún tipo de asistencia sanitaria en Palma, y un 11,6% declaran que el coste del billete es sufragado por la Seguridad Social.  

Asimismo, una proporción significativa de los viajes con motivo trabajo corresponde a personal de las administraciones públicas. A medida que la calidad de los servicios se incremente, y resulte competitiva o incluso ventajosa con respecto al avión, una parte de estos desplazamientos podrá derivarse también hacia el modo marítimo, contribuyendo de este modo al reequilibrio modal del transporte interinsular, que constituye uno de los objetivos principales del presente Plan Director. Este tipo de acuerdos supondría un considerable ahorro de costes de viaje, tanto para la Seguridad Social como para otras administraciones que decidieran recurrir a los servicios marítimos de alta velocidad. 

Evidentemente, el objetivo del reequilibrio modal del transporte marítimo no afecta a la relación Formentera-Eivissa. En esta relación el objetivo del Plan de Potenciación del Transporte Marítimo se centra en mejorar las frecuencias y los tiempos medios de viaje.  
 

Requerimientos de calidad para el transporte marítimo 

Para avanzar hacia el reequilibrio modal del transporte interinsular, el transporte marítimo debe cumplir simultáneamente cuatro condiciones: 

A. Equiparación en los tiempos de recorrido con el transporte aéreo

Los tiempos de recorrido puerta a puerta deben ser similares para las principales zonas emisoras y receptoras de viajes, que en Baleares son las capitales insulares y las principales poblaciones. En el caso de Baleares, la competitividad en tiempo se alcanza en torno a 2h 30 min de centro a centro de las principales ciudades. Con la alta velocidad marítima, esta condición se está cumpliendo ya en las relaciones Palma-Eivissa, así como en las conexiones Norte de Mallorca-Menorca, tanto con Cutadella como con Maó. En la conexión Mallorca-Menorca por Cala Ratjada, el servicio de autobuses que presta la operadora, combinado con el barco, sitúa ya a Palma y Ciutadella en los límites de la competitividad en tiempo (2h 40min de centro urbano a centro urbano).  
 

B. Frecuencias suficientes flexibilizar la estancia en destino

Para ser competitiva, la conexión marítima entre las principales capitales insulares debe permitir realizar el viaje de ida y vuelta en el mismo día, dejando tiempo suficiente para la realización de actividades laborales, administrativas o de otro tipo en destino. En la relación Palma-Eivissa esta condición sólo se cumple actualmente para la salida matinal desde Palma. En la relación Cala Ratjada-Ciutadella se cumple en ambas direcciones. En la relación Palma-Ciutadella también se cumple esta condición en ambas direcciones mediante la combinación barco-bus. 
 

C. Tarifas competitivas

El modo marítimo tiene una estructura de costes sensiblemente más ventajosa que el aéreo, lo que normalmente le permite ofrecer tarifas muy inferiores, incluso con bajas tasas de ocupación. Los actuales servicios de alta velocidad tienen unas tarifas para residentes inferiores al 50% de las tarifas aéreas:

D. Buenos servicios en tierra

El abandono en el que han ido cayendo, con el tiempo y con la falta de inversiones, los servicios en tierra en prácticamente todos los puertos de Baleares, desprestigia al transporte marítimo y provoca rechazo en la fracción más solvente de la demanda. Los siguientes aspectos deben ser especialmente cuidados en los servicios en tierra:

 
 

Desarrollo de las relaciones interinsulares 

A partir de la situación actual, las mejoras a introducir en los diversos servicios interinsulares de viajeros de alta velocidad mediante el Plan de Potenciación del Transporte Marítimo se concretan de la forma siguiente: 
 

EIVISSA-MALLORCA

Se plantea la Introducción de una nueva frecuencia Eivissa-Palma con salida matinal y regreso por la tarde. De este modo la relación entre ambas islas quedaría servida del modo siguiente:

 

Para lograr implantar este servicio en verano habría que modificar los horarios de alguna de las dos empresas que realizan el trayecto Eivissa-Palma en alta velocidad en esa época del año: Balearia, que presta el servicio todo el año desde Denia, y Transmediterránea, que lo presta sólo en verano desde Valencia, estando el buque –el Almudaina- atracado en Palma durante el invierno, por falta de demanda en la línea. 

Para implantar el servicio en temporada baja pueden ser estudiadas varias opciones. 

 
 
 

MENORCA-MALLORCA 

Se plantea la prestación de este servicio entre Cala Ratjada y Ciutadella, que es como está implantado en la actualidad, con bastante aceptación entre los usuarios. En los próximos meses es posible que se implante un nuevo servicio Barcelona-Ciutadella/Alcudia, en sustitución del Turbocat que fracasó por problemas técnicos a comienzos del verano de 2002.  

Los objetivos de calidad que se plantean para esta relación son los siguientes:

 

El servicio de autobús con Palma debería prestar servicio en todas las salidas, y debería implantarse un servicio similar entre Ciutadella y Maó. 

En la actualidad este nivel de servicio ya existe en verano en términos muy aproximados, con la única salvedad de que el servicio de mediodía, al estar orientado al turismo, se presta a media mañana (10:45) en dirección Menorca-Mallorca. Habría que establecer un acuerdo con la empresa operadora para que modificara el horario, y para que mantuviera el servicio durante todo el año. En invierno este servicio se suprime.  

Alternativamente, si cuando se implante el nuevo servicio entre Barcelona y Menorca, se realiza con prolongación o con escala intermedia en Alcudia, cabe la posibilidad de que el tercer servicio diario Mallorca-Menorca sea prestado por la nueva operadora. 

A medio plazo, la entrada en servicio del ferrocarril de Alcudia cambiará sustancialmente las cosas. Un tren exprés Palma-Alcudia, con parada sólo en Inca, puede realizar el trayecto en media hora, de modo que la combinación tren-barco permitirá enlazar Palma con Ciutadella en poco más de una hora y media, y con Maó en unas dos horas. La implantación de este servicio, que cambiará la perspectiva de las relaciones interinsulares, es una de las metas claves del presente Plan Director. 

Por último, cuando las mejoras señaladas más arriba hayan generado una demanda marítima para la relación Mallorca-Menorca sustancialmente mayor que la actual, se podrá explorar la posibilidad de establecer una conexión directa Palma-Maó en alta velocidad (unas tres horas). Adicionalmente, si esta conexión se realizase en combinación con un servicio Ibiza-Palma, como continuación del mismo, permitiría la conexión marítima Eivissa-Menorca en menos de seis horas, sin cambiar de barco. 
 

FORMENTERA-EIVISSA

Esta relación está razonablemente bien atendida en verano, y también lo está en invierno durante las horas centrales del día. Sin embargo, en temporada baja carece de servicios a primera hora de la mañana y a última hora del día. Hay que tener en cuenta que, por su doble insularidad, Formentera es el primer eslabón (o el último, según el sentido del viaje) en una cadena de transporte muy compleja. Ello exige que el regreso a la isla, para muchos de los desplazamientos habituales, se produzca a horas muy tardías, y también que la salida desde la isla, si se desea alcanzar determinadas conexiones, tenga que producirse a horas muy tempranas. 

Además, siendo el modo marítimo el único que es posible utilizar para la salida y el acceso a la isla, y teniendo en cuenta que numerosos servicios de toda índole a los que deben recurrir con frecuencia los residentes se encuentran ubicados en Eivissa, cuando no en Palma, necesariamente las frecuencias del servicio deben ser elevadas. 

En consecuencia, los objetivos de calidad que se plantean para esta relación son:

 

La primera y última conexiones no existen en la actualidad en invierno, y su implantación queda asumida en el presente Plan Director. Si se opta por establecerlas en régimen de línea regular, los horarios deben ser ajustados para que permitan enlazar con los primeros y últimos aviones y barcos que conectan Eivissa con el exterior, especialmente con Palma, pero también con Madrid, Barcelona, Valencia, y Denia para sus respectivas conexiones marítimas o aéreas. 

Alternativamente se estudiará un sistema de taxis marítimos a la demanda que estarían disponibles desde las 6 a las 8 horas de la mañana, y desde las 21 a las 23 horas de la noche, para los viajeros que lo soliciten con cierta antelación, que puede ser de sólo unas horas. Las tarifas serían más elevadas que las estándar, para evitar un uso banal del servicio, pero estarían subvencionadas por el Govern para hacerlas asequibles a cualquier residente en viaje hacia o desde fuera de las Pitiusas.

La Ruta Balear: recorrer todo el archipiélago por tierra y mar 

Para reforzar, sobre todo ante los turistas, la imagen del archipiélago como un espacio unificado y plenamente accesible mediante el nuevo sistema de transportes, se plantea el concepto de la Ruta Balear., que consiste en una sucesión de recorridos marítimos y terrestres coordinados entre sí, que permiten recorrer de un extremo a otro las Islas Baleares. 

El itinerario de la Ruta Balear trascurre, en cualquier sentido, por Cala Savina – Eivissa/Sant Antoni- Palma - Alcudia/Cala Ratjada - Ciutadella - Maó. En Eivissa se puede alcanzar Palma desde los puertos de Eivissa y de Sant Antoni, dando lugar a diferentes variantes del itinerario, y lo mismo ocurre entre Mallorca y Menorca con las ciudades de Alcudia, Cala Ratjada, Maó y Ciutadella. 

La Ruta Balear se puede usar de varias formas. Un usuario residente puede desplazarse entre dos puntos cualesquiera de la Ruta, para lo cual normalmente utilizará la combinación más rápida posible. Para este uso, los servicios deberán de estar adecuadamente conectados para que los tiempos de espera en cada nodo sean mínimos. No obstante, no es previsible un uso muy intenso de la ruta completa por parte de los residentes en Baleares, dadas las limitaciones de la demanda. 

Los turistas pueden utilizar la Ruta Balear en forma de billete abierto, utilizable de muy diversas formas, dependiendo de su lugar de hospedaje en Baleares, y de sus preferencias en diversos aspectos. Si se alojan en Menorca o en las Pitiusas pueden ir y volver por la Ruta, o ir por la Ruta y volver en avión. Si se alojan en Mallorca, pueden hacer la Ruta en excursiones distintas, en uno la parte de Menorca y en otro la de las Pitiusas. 

Para este tipo de uso la rapidez de las conexiones es bastante indiferente, y es mas importante ofrecer a los turistas la mayor flexibilidad posible en el uso del título de transporte adquirido, así como diversas facilidades o bonificaciones para la visita de las atracciones situadas a lo largo de la Ruta. 

Mientras no estén disponibles las conexiones ferroviarias hasta Alcudia y Cala Ratjada, los tramos terrestres se harán en autobús. La Ruta ganará todo su atractivo cuando sea posible realizarla en tren hasta los puertos del norte de la isla.

 

PDSTIB - Recuperar el transporte público, mejor para todos - Indice...

Movilidad - Illes Balears...

11.1. Un segmento de escasa entidad en el gran transporte aéreo balear...