Juan Manuel Grijalvo  -  Acceso a Can Bonet

 

 

"La causa principal de los problemas son las soluciones"  (Ley de Sevareid)

 

En mayo de 2011, Pepita Gutiérrez proponía una porción de cosas en el programa electoral del PP para la alcaldía de Sant Antoni de Portmany. Una de tantas era un acceso a Can Bonet desde la rotonda de Es Puig Así, los conductores se ahorrarían 2,5 kilómetros, dos semáforos y dos rotondas y se facilitaría el acceso -en automóvil- a este barrio, en el que viven miles de personas.

Pronto habrán pasado dos años, estaremos en el ecuador de la legislatura y nadie ha hecho nada de nada por resolver un problema que, sobre el mapa, no presenta mayores dificultades. Se trata de trazar un camino de unos cien metros de longitud... una obra del todo insignificante si se compara, por ejemplo, con algo que está ahí mismo: la variante de Ca'n Tomàs, una vía de cuatro carriles por la que se puede circular a cien kilómetros por hora.

La cosa no merecería comentario - otra promesa electoral incumplida... ¿cuántas van? - si no fuera porque el problema había sido creado artificialmente por el PP. Unos ingenieros de Caminos que no tenían N.P.I. de lo que estaban haciendo trazaron un "desdoblamiento" de la carretera de Sant Antoni que cortó la salida al camino de Ca'n Bonet, y a unos doscientos más. Dicha obra fue concebida, planificada y preparada mucho tiempo antes de que el PP ganase las elecciones de 2003. Por eso pudieron empezar las licitaciones prácticamente al día siguiente de que Stella Matutes tomara posesión del cargo.

Ya sabe usted que he conseguido hacer tres ejercicios prácticos de movilidad por esa carretera en compañía de tres ingenieros de Caminos. Pues bien, uno de ellos me dijo que es normal - así, normal - que el presupuesto de una carretera se vea incrementado en un veinte por ciento para resolver cosas que no son fallos de ejecución, sino errores del proyecto. Es imposible prever todas las consecuencias de unas obras que son complejas por definición. Cualquier político, incluso un político tan... ponga usted el adjetivo... como Pere Palau, debería saber que no podemos gastar lo que no tenemos en "las carreteras que nos merecemos". Máxime si el presupuesto inicial siempre se quedará corto para resolver los "daños colaterales" causados por la propia obra.

Si el PP no hubiera hecho el "desdoblamiento", no tendría que prometer el arreglo. Ahora resultará que no se puede hacer porque no hay dinero. Mejor dicho, algo hay, pero no está disponible porque se lo llevan los "peajes en sombra" de las carreteras, que se nos están comiendo a base de impuestos y multas. Antes, el prototipo de tonto de capirote era el que vendía el coche para comprar gasolina. Nosotros venderemos los coches para pagar las carreteras. Afortunadamente, los residentes de Ca'n Bonet tienen transporte público: las paradas de la línea de autobús Eivissa-Sant Antoni están relativamente cerca... Sólo que cruzar la carretera se ha vuelto más difícil y más peligroso a causa del "desdoblamiento". Y es que los inconvenientes son inseparables de las ventajas.

Otro día, si usted quiere, podemos seguir hablando de movilidad, de accesibilidad... y de dinero, porque nuestro curioso sistema económico no nos da sin más lo que necesitamos... Nos lo vende.

 

Circuito del Jarama  -  Imagen procedente de  http://blogs.motociclismo.es/editorial/files/2009/02/circuito-jarama.jpg

 

Eivissa - Ibiza...

Movilidad...

Movilidad - Eivissa - Ibiza...

Sant Antoni de Portmany...