Valadrem  -  Villar Mir, presidente de OHL

 

8 de junio de 2013

 

Mikel Iturralde  -  El presidente de OHL apuesta por el ancho de vía europeo para los nuevos trazados en España

http://treneando.com/2013/06/04/el-presidente-de-ohl-apuesta-por-el-ancho-de-via-europeo-para-los-nuevos-trazados-en-espana/

 

Probablemente Villar Mir esté mucho más capacitado que yo para valorar el trabajo de Subercase, aunque por norma general tiendo a desconfiar de quien ante problemas que no existen da soluciones que le reportarán un beneficio directo. Pero fuese buena o mala la decisión de establecer la medida del ancho español, la cuestión no es juzgar lo que se hizo hace casi dos siglos, sino lo que estamos haciendo ahora.

Convertir el ancho de vía de un país tan grande como el nuestro es una decisión muy importante, supone un desembolso descomunal y debe tomarse cuidadosamente. Es de suponer que, al igualar el ancho de vía con el de (uno de) nuestros vecinos, el principal objetivo era que nuestros trenes dejaran de tener que cambiar de ancho en la frontera. Veinte años después de poner el primer kilómetro de vía con ancho “internacional” en Madrid, no hay ni un solo tren que saliendo de la capital llegue a Francia aprovechando esa “internacionalidad”. De hecho, aunque un día de éstos acabe por fin la esperada homologación para los trenes de viajeros, ni siquiera a medio plazo se espera que un tren de mercancías pueda salir de Vicálvaro con destino París sin tener que cambiar de ancho por el camino. A cambio, eso sí, tenemos trenes con recorridos nacionales que desde hace varios años se ven obligados a pasar por varios cambiadores, ese invento que nos parecía inviable para los cuatro trenes mal contados que mandábamos a Francia. El Alvia Gijón-Alicante, sin salir del país, a día de hoy tiene que pasar por *cuatro* cambiadores diferentes, tres cambios de ancho más de los que debía hacer un tren internacional en los años ochenta… u hoy mismo.

Dentro de unos años, si todo sigue según lo previsto, una inversión milmillonaria servirá para que tengamos una irrisoria cantidad de trenes internacionales que no tengan que usar en la frontera uno de esos cambiadores que ahora contamos por docenas repartidos por el resto del país. Servirá para que únicamente una minúscula cantidad de trenes de mercancías puedan salir de una estación en España y lleguen a Francia circulando todo el rato por vías del mismo ancho, dejando los mercancías del resto del país exactamente igual que están ahora (o peor), algo que podría haberse resuelto por un coste infinitamente menor simplemente apostando por el tercer raíl en puntos concretos. Como contrapartida, innumerables tramos de vía quedarán definitivamente desconectados del resto del país si optamos por dejarlos como están ahora, u obligarán a hacer despilfarros aún mayores para realizar en ellos obras difícilmente justificables.

Juan Manuel Grijalvo apunta de pasada algo que a mí me parece clave: las Cercanías de Madrid. Para mí es algo que merece nuestra atención, por lo que comentaba en el párrafo anterior. ¿Qué hacemos con esta red? ¿La aislamos por completo? ¿Separamos unas líneas y otras en función de si pensamos meter por ellas trenes de LD? ¿Actualizamos la red de Cercanías entera? Pueden parecer preguntas banales, pero no lo son en absoluto; cada día circulan por Cercanías Madrid más trenes que todos los de MD y LD de todo el país juntos, superando en mucho su número de viajeros. Aislar esta red hipoteca su futuro; cambiar su ancho supondría gastar millones de euros y perjudicar durante meses a millones de viajeros a cambio de un beneficio objetivamente nulo.

Nada es gratis, y una decisión como ésta aún menos. Creo que los escépticos con el cambio a “internacional” tenemos sobrados motivos para desconfiar de algo que, como la experiencia nos demuestra, no se está haciendo especialmente bien y en lo que no vemos visos de mejora. A lo que, añado, si realmente cambiar el ancho de 12.000 kilómetros no es para tanto, menos aún lo sería cambiar el de sólo 3.000.

Por cierto, hablando de Cercanías Madrid, ¿qué tal le van al señor Villar Mir las obras del tren a Navalcarnero? ¿O está demasiado ocupado explicando cómo hay que construir líneas de ferrocarril como para construirlas realmente?

 

Valadrem...

Alta velocidad ferroviaria...

Ferrocarril y ferrocarriles...

Movilidad - Madrid...

Radialidad...